OLYMPUS DIGITAL CAMERA

¿Qué arroces podemos comer en Valencia?

Si vas a viajar a Valencia, además de disfrutar de la ciudad y visitar sus monumentos y museos, no puedes dejar de probar sus arroces, famosos en todo el mundo por su delicioso sabor.

La Comunidad Valenciana es conocida por su excelente gastronomía, y es que es tal su tradición y buena mano cocinando arroces que en cualquier restaurante podemos comer estupendamente.

Son tantos los platos con arroz en Valencia que es muy difícil elegir uno. Sin duda el más conocido es la paella de siempre, que la podemos tomar de carne de pollo y conejo, de marisco o mixta. También la paella de verduras está buenísima, sobre todo por la alcachofa que le da un sabor muy especial.

La fideuá de marisco, aunque no lleva arroz, es también un plato delicioso. Además de marisco se elabora con fideos, de ahí su nombre, que puede ser fino o gordo, aunque la auténtica fideuá, la de Gandía, se prepara con fideo fino.

Por su parte el arroz a banda también lleva pescado, la diferencia es que éste se toma separado del arroz, por eso se llama a banda, es decir, a un lado. Es un arroz elaborado con caldo de pescado, parecido a la paella de marisco, pero sin mejillones ni gambas.

Las familias en Valencia suelen comer muy a menudo arroz al horno. Se prepara con los restos del cocido, por eso se toma con carne y garbanzos a los que se les añade una cabeza de ajos, tomate y patata. Como su nombre indica se cocina al horno, por lo que tiene una textura y un sabor muy especiales.

El arroz negro es otro clásico de la cocina valencia. Se trata de un arroz con pescado y tinta de calamar que es la responsable de que adquiera su color negro.

El arroz amb fesols i naps, es decir, con alubias y nabos, destaca por ser caldoso y muy nutritivo.

Uno de los arroces más exquisitos es el que lleva bogavante, aunque suele ser más caro merece la pena probarlo porque es imposible no disfrutarlo.

El arroz del senyoret por su parte contiene pescado y marisco, pero con la particularidad de que están perfectamente desmenuzados, por lo que es muy fácil de comer.

Otros arroces que podemos tomar son el de langosta, el de acelgas, la paella de pato o el arroz meloso de pato, setas y trufa.