Las últimas tendencias en decoración

Las últimas tendencias en decoración

El verano no nos trae únicamente sol, playas y buen tiempo, sino también las últimas tendencias en decoración, ya que, durante la época estival, no solo debemos renovar nuestro armario, sino también nuestro hogar con el fin de que se adapte a esta nueva estación en la que el buen humor es el protagonista.

Y es que los meses de verano están plagados de alegría, ya que el calor nos invita a visitar las mejores playas y calas del país, a acudir a la piscina para refrescarnos con un buen chapuzón o a tomar un cóctel en nuestras terrazas favoritas mientras sentimos la brisa en el rostro, unas maravillosas sensaciones de las que también podemos disfrutar en nuestro propio hogar.

Es por ello que, con el fin de que puedas adaptar tu casa al estío, hoy vamos a hablarte sobre las últimas tendencias en decoración para que todas las estancias desprendan alegría y “buen rollo”. ¡Aprende a vestir la casa con ropa de verano!

Los colores

Una de las primeras cosas que deberás hacer para que tu hogar se llene de un agradable ambiente veraniego será huir de las tonalidades oscuras y sustituirlas por colores claros, vivos y frescos, como el blanco, el marfil y los tonos pastel, las últimas tendencias en decoración para esta temporada.

La ropa de cama

En verano es imprescindible hacer todo lo posible para apaciguar el calor, para lo cual será muy importante que dejes de lado los tejidos más gruesos y abrigados y decores tu cama con fresquitas sábanas de algodón. En cuanto a los colores, los azules y los verdes serán tus grandes aliados, ya que son las tonalidades del mar, aunque el blanco es siempre un acierto seguro.

Los accesorios

Los complementos te ayudarán a darle un toque de color muy veraniego a tus habitaciones. Así, puedes incluir tonalidades llamativas a través de los maceteros, los cojines, las flores o, si lo prefieres, ser algo más atrevida y pintar una de las estancias en color coral, rojo o azul índigo, muy de moda durante esta temporada en la que las tendencias en decoración abogan por los colores más llamativos.